Llevamos a cabo acciones ante las autoridades gubernamentales para favorecer el bienestar animal, proponiendo la creación o mejorar las leyes o reglamentos y vigilando que las instancias correspondientes se apeguen a la normatividad vigente.